Algo completamente inusual || Klaus || Flashback

Ir abajo

Algo completamente inusual || Klaus || Flashback

Mensaje por Danielle M. Hudson el Lun Oct 28, 2013 11:09 pm

Miró el último chupito que quedaba en la barra y con decisión, lo agarró y lo remató de un solo trago como debía hacerse. El sabor de vodka, a esas alturas, le era indiferente... Como beber agua. Aunque por la mañana se acordaría de ese y la otra media docena que se había tomado.
Pero estaban de fiesta, al fin y al cabo. Era el cumpleaños de... Espera. No se acordaba.
Rió y se pidió un cosmopolitan mientras observaba a sus compañeros de trabajo dispersarse. Era temporada baja y en celebración por el cumpleaños de no se acordaba quien, una camarera gordita y pelirroja, el jefe les había dado noche libre y el club. Eso si, pagando entre todos. Pero se lo estaban pasando bien, demasiado bien... Mañana a ver quién era el guapo que trabajaba. Pero Danielle tenía ayuda, menos mal que para el trabajo, no había que pasar controles de dopaje. Porque reventaría los marcadores.
Ni si quiera pudo saborear su cóctel antes de que Kerath fuese a sacarla a bailar, le hizo un gesto con la mano para que le diese un segundo, tomó la cara copa y se la bebió al mismo ritmo con el que se había bebido el chupito. Un trago y listo. Ya podían bailar, aunque estuviesen realmente afectados, pero Dan estaba tan acostumbrada a ese estado que ni si quiera se le notaba demasiado, solo quizás hablaba más alto de lo normal y se reía más. Pero nada especialmente llamativo, lo cual se agradecía, apenas llevaba unos meses en la isla, no quería ser la drogadicta del grupo, aunque al menos no sería la única. Su amigo era la prueba. No fue de extrañar que en la pista, se les fuese un poquito la mano, aunque finalmente, la rubia se hizo a un lado cuando el trío de baile y algo más quedó claro iba a ser solo un dúo entre su amigo y uno de los camareros. Y es que aquello degeneraba al punto de que terminaría siendo una orgía, lo cual no era de extrañar, teniendo en cuenta que más de la mitad de los que estaban allí se ganaban la vida follando... Ella, de momento, no había caído tan bajo y no tenía intención. Era espabilada pero no tanto y se ganaba ya un buen sueldo como bailarina... ¿Para qué más? Obvio, su parte más natural, le daba muchos motivos, pero su sensatez la mandaba callar de mala manera. Nada de follar por dinero, de momento, por placer y tampoco tanto... ¿Estaría el sexo sobre valorado? Comenzaba a temerse que sí.
Pero eso no le quitaría las ganas de seguir intentando experimentar ese rollo que se contaba la gente de una experiencia inolvidable que te dejaba temblando y te dejaba completamente aturdido... Pero le iba mejor con las drogas, para qué negarlo.
Algo aburrida ya de bailar con unos y con otros, no por bailar, sino por las parejas que eran demasiado patosas, terminó tirándose en unos de los grandes sofás de la sala donde andaban todos de fiesta, riendo al ver como su acompañante y el otro chico se iban a buscar más intimidad... Ya terminaría interrogándolo al día siguiente... Si lo recordaba, claro. De momento tomó un copa de encima de la mesa, de no sabía quien y le dio un trago, notando que llevaba kiwi y haciendo una mueca de asco. No sabía quien podía beber semejante porquería... En fin, solo le quedaba ir por una copa.
Esta vez, ya bastante bebida, dijo al camarero que le preparase lo que quisiese, peor nada de kiwi, nada de coco y menos de piña. Cargadito, aclaró. Y tomando la copa de contenido desconocido, salió del reservado para terminar sin saber cómo en la zona del club dedicaba al bdsm y el intercambio de parejas, entre otras cosas. Enarcó una ceja, no entendía por qué todo tan siniestro y raro para un polvo, pero bueno, al menos ahora el sitio estaba vacío y alejado del escándalo de la fiesta. Suspiró y probando la copa, que era imposible adivinase de qué se trataba, se sentó en un diván de color burdeos, cerrando los ojos mientras tarareaba lo primero que se le pasó por la cabeza.
avatar
Danielle M. Hudson
второй-6
второй-6

Empleo /Ocio : Coreógrafa y organizadora de eventos del club
Mensajes : 720
Fecha de inscripción : 22/10/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Algo completamente inusual || Klaus || Flashback

Mensaje por Klaus R. Vander el Lun Oct 28, 2013 11:16 pm

La temporada había llegado a su parte más lenta y aburrida. Los turistas seguían llegando, pero en mucha menor cantidad que en época de vacaciones masivas. En el club, se había "obsequiado" una noche a todos los trabajadores para utilizar su lugar de trabajo para divertirse. Era un cambio, la verdad. Pasarla bien, hacer una fiesta en el lugar donde ellos normalmente debían animarla y mantenerla. Klaus pensó que era agradable, dentro de todo. Sin embargo, no pudo asistir al inicio de la fiesta. Una de las pocas mujeres que había llegado a la isla en aquella época tan lenta había sido informada de sus servicios especiales y lo había mandado a llamar. Tenía que admitir que esperaba terminar con ella mucho más rápido del tiempo que en verdad le había tomado. Había sido un encuentro interesante, y bastante beneficioso monetariamente, la verdad. Era algo mayor que él; seguramente bordeaba los 40, y sin duda sabía lo que quería. Llevarla a correrse no había sido un problema (nunca lo era desde hacía mucho tiempo), pero nunca se hubiera imaginado cuantas veces quería hacerlo. Al finalizar la primera tanda, con él sin correrse, como siempre, había pagado inmediatamente por una segunda sesión.

Nuevamente la había complacido, manteniendo su ritmo sin complicaciones. Estaba a punto de empezar a vestirse cuando la clienta había manifestado sus deseos por más. Claro que sabía lo que quería. Había tomado a Klaus por sorpresa, y debía admitir que su orgullo había recibido un pequeño golpe. Nunca antes había estado con una mujer a la que no hubiera dejado satisfecha, y ella no sería la primera. Quizás fuera porque, desde cierto punto, todo el asunto se había tornado prácticamente personal, pero ya cuando iba por la cuarta corrida, había comenzado a excitarse de verdad. Mala suerte la suya, no alcanzó a correrse antes de que la clienta terminara con la sesión. Y ahora, aunque con la billetera llena de efectivo, sentía deseos que reclamaban por ser satisfechos.

Cuando regresó al club donde trabajaba de guardia, mientras buscaba clientas, mucha de la gente que trabajaba ahí y que él conocía ya se había marchado. Ya fuera a casa o en busca de intimidad. la verdad, poco le importaba. Aún estaba excitado y debía encargarse de aquello. Se dirigió hacia el único lugar en el que se permitía dejarse llevar. El sector Zwinger le confería un sitio donde... bueno, expresar sus deseos como se le diera la gana. Con una sonrisa mental, y una promesa consigo mismo sobre una pronta liberación, se detuvo al ver a una chica sentada en uno de los divanes. La conocía; la había visto bailar antes pero... ¿qué hacía ahí? ¿Pretendía espiar y aprender; un impulso de su ebriedad? Fijó sus ojos en ella; era guapa. ¿Qué guapa? Estaba como ella quería. No pudo evitar sonreír de lado y reprimir una risa, caminando nuevamente hacia el sector más sombrío del club. - Vamos, niña, sentada ahí te perderás de toda la diversión. - comentó, divertido, entrando en el sector. Sabía que nunca estaba vacío en realidad; siempre encontraba a quien tirarse ahí.
avatar
Klaus R. Vander
мафия-1
мафия-1

Mensajes : 91
Fecha de inscripción : 28/10/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Algo completamente inusual || Klaus || Flashback

Mensaje por Danielle M. Hudson el Lun Oct 28, 2013 11:17 pm

Se sobresaltó un poquito bastante, pues ni se había inmutado que había alguien más, tal fue el “susto” que tosió al sentir como el alcohol se iba por dónde no era. Pero se recobró rápidamente, mirando al recién llegado o mejor dicho, arrancándole la ropa con una mirada muy indecorosa.
En Krakoa se conocían hombres atractivos a punta pala, pero debía ser ese ligero acento alemán o la forma segura con la que se había dirigido a ella lo que le daba ese puntillo que tanto le faltaba a los hombres. El de despertar el interés de la rubia con creces, algo que había logrado en no más de diez palabras. ¿Quién las contaba cuando tenía delante semejante Adonis?
Dejó que su mirada se tomase su tiempo en el recorrido ascendente, que no empezaba precisamente por los pies, antes de mirarlo a los ojos, que en la oscuridad no tenían una tonalidad concreta, pero eran claros. Respecto a él, debía ser unos años mayor y lo conocía de vista, aunque nunca lo había mirado dos veces porque siempre andaba más ocupada pensando en su amor, el dinero.
Sonrió ladina, elevando la comisura izquierda y alzó la mano derecha, con el dedo índice que parecía pedir un momento antes de llevarselo al oído, en silencio, dejando que trascurriesen unos segundos donde el silencio de la sala hablase más por ella.
-Me da que llegué bastante después de que terminase la diversión- explicó al fin, con voz calmada pero con una ligera nota de diversión.- Ahora mismo esto solo es una sala tranquila, un poco gótica, donde tomarse una copa...- y para aclarar su punto, dio otro trago al copazo de extraño contenido.
Lo cierto era que aún no tenía muy claro que hacía ahí, pero bueno, llevaba su punto. En temporada baja aquel lugar tenía poca afluencia, en una fiesta privada y a esas horas, no había nadie, por eso le había parecido un buen lugar para escabullirse, buscando un poco de relajación entre el ruido y la fiesta descontrolada de fuera.
Y eso le llevó a preguntarse que hacía él allí, enarcando ligeramente un ceja mientras lo seguía mirando,  como si buscase la respuesta en su cara. Por desgracia, los asiduos al club no llevaban señas identificativas ni iban vestidos de látex normalmente... Al menos, en la primera capa de ropa era de paisano. Lo que llevase debajo se le antojaba algo curioso de descubrir. Fuese como fuese, si lo que andaba buscando era una fiesta más alta de mayores de edad experimentados en el sexo extremo, había llegado en mal momento, porque había ido a toparse con la última interesada en esas cosas.
Danielle era demasiado mandona para ser sumisa. Y demasiado bruta e inconsciente para ser dominante. Y tampoco era que le viese nada divertido al dolor, que si al riesgo, pero según como lo veía eso no iba de la mano, estos tres factores hacían que nada de aquello se le hubiese antojado nunca. Aunque tampoco se había puesto a probar... ¿No? Pero claro, quizás el gusanillo de la curiosidad tuviese más que ver con el alcohol que con verdadero interés.
-Aunque siempre se puede intentar encontrar algo divertido cuando se cuenta con compañía ¿No crees?- picó coqueta, con confianza, como si supiese lo que estaba diciendo o donde se estaba metiendo, a la aventura.
avatar
Danielle M. Hudson
второй-6
второй-6

Empleo /Ocio : Coreógrafa y organizadora de eventos del club
Mensajes : 720
Fecha de inscripción : 22/10/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Algo completamente inusual || Klaus || Flashback

Mensaje por шеф el Dom Ene 19, 2014 12:19 am


Tema Cerrado

avatar
шеф

Mensajes : 440
Fecha de inscripción : 25/10/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Algo completamente inusual || Klaus || Flashback

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.